Dieta de la sopa de cebolla

La dieta de la sopa de cebolla es ideal gracias a las magníficas propiedades y nutrientes de la cebolla , muy útil si se desea perder peso en un pequeño plazo de tiempo. La sopa de cebolla sirve para saciar el hambre, por lo que forma una gran ayuda en el momento de seguir un régimen para adelgazar, ya que permite mantener los hábitos alimentarios determinados sin sufrir dicha sensación de hambre.

 

Entre los beneficios de la cebolla se encuentran los siguientes:

 

- Ayudar al funcionamiento correcto de los riñones y por lo tanto eliminar la retención de líquidos.

- Favorece el cuidado de las enfermedades hepáticas y vesiculares.

- Evita la acumulación y exceso de gases.

- Mejora la actividad gástrica.

- Es saludable para tratar la diabetes.

 

No es recomendable alargar esta dieta más tiempo del estipulado, que suele ser una semana, ya que es una dieta restrictiva, es decir que no permite la ingesta de alguna clase de alimentos. Aun así, en tan pocos días es posible perder incluso cinco kilogramos.

Ejemplo de una dieta de la sopa de cebolla:

 

DIA UNO: Comer toda la fruta y sopa que se desee, pero exceptuando los plátanos.

DIA DOS: Ningún límite fijo, comer verduras y frutas de todo tipo.

DIA TRES: Similar al segundo día, comer sin restricciones los alimentos de la dieta.

DIA CUATRO: Mínimo seis plátanos, tomar todos los vasos de leche desnatada que se deseen y un poco de sopa.

DIA CINCO: Tomar sopa, carne de vaca o pescado (alrededor de 250g.) y seis tomates.

DIA SEIS: Comer pollo o pescado, una o dos tazas de sopa y verduras.

DIA SIETE: Un plato de arroz, como bebida algún zumo de fruta, cuanta sopa se desee y finalmente comer toda la verdura posible.

 

Con todo esto, debería alcanzarse un grado de satisfacción respecto a la pérdida de peso bastante alto.


comentarios Comentarios publicados en :


Actualmente no ha ningún comentario publicado


comentarios Escribe un comentario en la sección :